Morelia/Héctor Tenorio

El Instituto Electoral de Michoacán (IEM) entregó una propuesta de reforma electoral al Congreso del Estado; la prioridad para el presidente del órgano electoral, Ramón Hernández Reyes, son las cuestiones técnicas.

“Son temas de operatividad, y hay temas con una dosis política; a nosotros nos interesan los temas de operatividad, y de igual manera nos interesa que Michoacán siga siendo un estado que es un parteaguas en temas electorales:

Hemos marcado la pauta con el voto de los mexicanos en el extranjero; la alternancia que hemos vivido ha sido importante. Nosotros hicimos unas propuestas que han pasado por el filtro del Congreso del Estado, los temas son varios, como las candidaturas independientes; estamos buscando que exista una comunión entre las reglas que rigen a nivel federal y las que rigen a nivel local”.

Entre las cualidades que destacan del árbitro electoral es que es un hombre adusto, es muy concreto al momento de responder. Mira su reloj, entiende que más allá del tiempo que se lleve para aprobarse la reforma electoral, el IEM deberá este año aprobar un calendario electoral para el proceso 2017-2018. El tema no parece preocuparle y deja entrever que será un mero trámite que se cumplirá.

“El calendario electoral se elabora, y luego aprueba de manera previa a la elección. Nosotros ya contamos con un proyecto que hicimos el año pasado y se aprobará en el pleno del Consejo General para este año y el siguiente”.

Hernández Reyes explica de manera breve pero concisa en qué consiste el calendario electoral 2017 y el del 2018.

“El calendario electoral inicia al final de un año y concluye al siguiente. Ustedes recordarán que en el 2011 fueron las últimas elecciones que se celebraron en noviembre y empezó en mayo. Ahora es diferente, la elección dura más, aproximadamente dura entre 10 y 11 meses. En agosto o septiembre tendremos aprobado el calendario”, concluye el presidente del IEM.